EKIN Abokatuak

Martin Etxeberria 18, 20100 Errenteria
Telf. 943 013 920 - 696 599 304 ; Fax 943 563 864
argibide@ekinabokatuak.com

El doble filo del proceso monitorio en la reclamación de impagos

Tener que gastar dinero y pasar por un tortuoso proceso judicial para conseguir cobrar un dinero que me deben es una auténtica tortura. Si he prestado un servicio o vendido un producto y mi cliente lo ha recibido a su satisfacción, ¿por qué debo pasar por un juicio cuando me deja la factura sin pagar? ¿No podría existir un procedimiento más sencillo para cobrar las deudas evidentes, y dejar los juicios para cuando se trata de algo dudoso? Pues existe, y se llama proceso monitorio, regulado en los arts. 812 y ss de la Ley de Enjuiciamiento Civil. El funcionamiento es sencillo: sin necesidad de abogado ni procurador, presento un escrito en el Juzgado, firmado por mí mismo, donde digo quién soy, quién me debe, cuánto me debe y por qué me debe, y aporto la factura. El Juzgado pide al deudor que pague, y si no contesta, automáticamente se me da la razón, y se da inicio a la ejecución, para embargarle lo que se le pueda embargar. Sin necesidad de juicios. Suena bien, pero antes de embarcarse en un monitorio, hay que saber dónde nos puede llevar. Si te interesa, sigue leyendo…

¿Cuánto cuesta un divorcio?

En diciembre participé en un debate televisivo acerca del “divorcio express”, en el que se habló acerca de si realmente divorciarse resulta más barato y más rápido a raíz de la reforma del año 2005. Debido al formato del programa y al corto espacio disponible para el debate, no pude contestar debidamente a los contertulios que negaban tajantemente que dicha reforma hubiera supuesto una reducción de costes, y afirmaban que un divorcio cuesta como mínimo 6.000 euros (ver vídeo a partir del minuto 11:30). Mediante este artículo intentaré explicar qué tiene de cierto esa afirmación. Si te interesa, sigue leyendo…

No te pierdas ninguna notificación, redirige tu e-mail de ICAGI

Compañero del ICAGI, ¿tú también estás harto de que las notificaciones del Colegio te lleguen a una cuenta de correo que apenas utilizas? ¿No te fastidia que cuando consultas la dirección de un compañero no sabes si le llegará lo que le mandes, porque el Colegio sólo muestra las cuentas del dominio ICAGI.NET, y hay muchos compañeros que como tú (y como yo) apenas usan esa cuenta? Bien, pues si sigues leyendo encontrarás la solución a la primera cuestión, algo que de generalizarse, también sería solución para la segunda. Si te interesa, sigue leyendo…

¡es el pollo de mis hijos!

Esta mañana he tenido que pasar por el Juzgado para consultar la documentación de un expediente penal, y en la entrada me he enfrentado una vez más al trámite de tener que pasar por el detector de metales, hecho que por un lado supone un agravio comparativo respecto de los procuradores (éstos no deben someterse al control porque tienen pase VIP, nadie sospecha de ellos que puedan estar introduciendo explosivos, chicles con azúcar o cigarrillos en las instalaciones), y por otro lado es una discreta pero inagotable fuente de curiosas vivencias. Si te interesa, sigue leyendo…

De Cádiz para arriba, todo está cerca

El papel de un abogado en un juicio suele ser, por norma general y cuando no es el propio abogado el encausado, defender los intereses de alguna de las partes. No obstante, hay veces en las que toca defender a los testigos. Imagina, por ejemplo, que eres un humilde trabajador residente en la localidad guipuzcoana de Lazkao, y un buen día, sin comerlo ni beberlo, te citan como testigo en un procedimiento civil de un juzgado próximo a Santander. Si te interesa, sigue leyendo…

¡Qué difícil es inmigrar cuando la cosa va mal!

Es curioso ver de qué diversas maneras se manifiestan los síntomas de una economía en horas bajas. Cada cual en su puesto de trabajo lo verá de manera distinta. Un compañero que trabaja en un sindicato me comentaba allá por marzo que habían experimentado un incremento importante en el número de reclamaciones por despido improcedente, y en los juzgados se ven cada vez más procedimientos concursales; todos los que yo he visto hasta ahora, voluntarios. El último síntoma lo he visto hoy, al preparar una solicitud de permiso de residencia y trabajo por cuenta ajena. Si te interesa, sigue leyendo…